El 13 de abril nos dieron aviso, por parte de una embarcación recreativa, de una tortuga que se encontraba flotando cerca de Torredembarra.

Inmediatamente, el equipo de Clínica y Rescate se desplazó hasta el puerto para recoger al animal y poder darle asistencia.

Una vez en nuestro Centro de Recuperación se le realiza una valoración completa, y en los rayos X se puede observar que presenta una obstrucción digestiva y gas en su interior. Se le ofrece un tratamiento para ayudar a aliviar el dolor y también para favorecer la expulsión de lo que le produce la obstrucción.

A los dos días de ingreso, Marinada expulsó algunos residuos. Sigue ingresada en la UCI de tortugas marinas y estamos muy pendientes de su evolución.

Aunque la causa principal de ingreso de las tortugas que ingresan en nuestro centro es la interacción pesquera, muchos pacientes suelen manifestar otros problemas, siendo la ingesta de plásticos y residuos uno de los más habituales. Ingerir plásticos puede causarles bloqueos intestinales que pueden desencadenar graves problemas de salud, desnutrición, tasas de crecimiento reducidas, rendimiento reproductivo menor e incluso la muerte.

Tú puedes formar parte de la conservación de las tortugas marinas, ayudándonos con la recuperación de los diferentes pacientes que ingresan en nuestro Centro de Recuperación. Con tu donación nos ayudas con sus tratamientos y alimentación personalizada hasta que puedan ser reintroducidos en el mar.

La asistencia de estos ejemplares se ha realizado en el marco del proyecto SERVIMAR, apoyado por la Fundación Biodiversidad del MITECO a través del Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia (PRTR), financiado por los fondos NextGenerationEU, la colaboración de la Generalitat de Catalunya y con fondos propios.